Calor de hogar

Desde Justicia se ampara la vida del no nacido, un canto de esperanza la acuna. Calor de hogar, el regazo de la madre, ternura. Verdad y trasparencia. Voz para el no nacido que clama desde el seno materno y como escribió Julián Marías no decimos ‘qué es’ sino ‘quién es’. Científicamente está demostrado pero la tremenda frialdad del ser humano y extraños intereses creados, hacen oídos sordos a esas voces que claman en un desierto de cariño. La cultura de la muerte en pro del aborto constituye una de las mayores aberraciones de nuestro tiempo.

Artículo publicado hoy en: La Tribuna de Albacete

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s